Buscando cómo reducir la deuda: Facebook, crowdsourcing, gobierno y ciudadanos

La  deuda  en Inglaterra ha alcanzado un nivel alarmante, hasta ahí nada nuevo y lamentablemente no es ni el primero ni el único de los gobiernos que debe de enfrentarse a una situación similar, lo novedoso es la forma que han elegido para buscar las soluciones, nada más y nada menos que solicitando la participación de los ciudadanos. Y lo están haciendo de la única forma en la cual se puede abordar un proyecto de estas características considerando las restricciones de presupuesto, el plazo de tiempo para contar con una solución y el nº de personas a alcanzar, sí efectivamente empleando soluciones 2.0, fundamentalmente dos:

(1) Facebook, a través de la página Democracy UK on Facebook, como punto principal de comunicación entre el gobierno y los ciudadanos.

(2) Spending Challange, una plataforma web que empleando el modelo de CROWDSOURCING, solicitando a los ciudadanos aportar y votar por ideas encaminadas a la reducción del gasto público.

El mundo 2.0, va dando pasos en distintas áreas y con diferentes modalidades, en todas ellas se propone una nueva forma de enfocar los problemas, buscando la colaboración y participación de las personas que forman en el entorno de una organización, en este caso estamos hablando de un gobierno y de los ciudadanos.

El artículo original se puede encontrar en Mashable.

Nos vemos

CROWDSOURCING: el poder de las masas a beneficio de la empresa

CROWDSOURCING, esta palabra fue registrada por primera vez en el año 2006 por Jeff Howe, con ella quería identificar al modelo de gestión que propone la externalización de actividades a grupos específicos o a grandes multitudes.

Sí así es, han leído bien, la subcontratación de parte de nuestro trabajo por ejemplo a una muestra significativa o a la totalidad de los clientes, o bien a toda nuestra plantilla de empleados, que si me he vuelto loco, pues no en absoluto y para demostrarlo voy a resumir algunas aplicaciones que ya están siendo utilizadas:

(1)    Crear premios que fomenten la innovación. Por ejemplo, la fundación XPRIZE  tiene abierto un premio de $30 millones para el primer equipo que consiga enviar un robot a la Luna, recorra 500 metros y transmita video, imágenes y datos a la Tierra.

(2)    Registrar contenidos con la posibilidad de su comercialización. Por ejemplo IVOTEFORART.COM, donde los usuarios pueden registrar su obra de arte, votar por el trabajo de otros y comprar / vender los artículos expuestos.

(3)    Mercados de previsiones. Compañías como Best Buy han utilizado esta aproximación, empleando en un formato de mercado de valores ficticio la participación de los empleados, donde los valores no eran más que previsiones en el futuro, con ello han mejorado de forma radical sus previsiones en ventas y productos.

(4)    Plataformas de servicio. Donde se enlazan proyectos y freelances.

(5)    Plataformas de competencia. Las primeras han aparecido en el ámbito del diseño y branding, en ellas una empresa registra su necesidad, los miembros de la plataforma entregan sus propuestas, y la empresa decide cuál de las propuestas es la que más encaja con sus requerimientos.

(6)    Micro-trabajos. Existen sitios web que ofrecen la posibilidad de solicitar personas que puedan realizar un blog sobre un producto, realizar revisiones de sitios webs y blogs, que se hagan seguidores de una página en facebook, seguidor en twitter, etc.

(7)    Compartir recursos de tu ordenador. La mayor parte de los sitios encontrados son para el desarrollo de proyectos científicos, allí, los usuarios pueden poner su ordenador a disposición de dicho proyecto, instalarse un programa, que permite utilizar de forma remota su ordenador para procesar cierta información, todo ello sin afectar al uso diario de dicho equipo.

(8)    Contribución en contenidos. El ejemplo más significativo es la Wikipedia, donde los usuarios contribuyen a la creación y mantenimiento del contenido de nada más y nada menos a la enciclopedia de referencia en la actualidad.

(9)    Clasificación de contenidos. Como ejemplo cabe citar a sitios como Digg y Menéame, donde el usuario vota por las noticias que él considera más importantes.

(10) Compartir información. En elementos que pueden ser de utilidad como los puntos en las carreteras con problemas (accidentes, obras, retenciones, …) o bien los puntos con problemas de cobertura por operador de telefonía móvil, todos los sitios se basan de forma exclusiva en la aportación de los usuarios.

(11) Plataforma de ideas. Donde las empresas ponen a servicio de los clientes o empleados, la posibilidad de que registren ideas para nuevos servicios y productos y voten por las más interesantes, el ejemplo más representativo es la plataforma MYSTARBUCKIDEA.COM, todo un éxito desde su lanzamiento.

(12) Para encontrar inversores. Sobre todo en el nacimiento de una empresa, se tiene una idea y una gran motivación, pero generalmente falta el dinero para llevarlo a cabo, en sitios como KICKSTARTER se puede presentar tu proyecto y las usuarios pueden votar y donar dinero a tu proyecto, ¿buena idea verdad?

(13) Preguntas y respuestas. Sitios donde el usuario puede realizar preguntas y registrar respuestas.

(14) Innovación distribuida. En esta caso las empresas comparten sus ideas buscando personas con conocimientos y capacidades específicas que proporcionen la forma desde el punto de vista tecnológico para llevarlo a cabo, por ejemplo INNOCENTIVE.COM.

(15) Integradores. Que posibiliten el desarrollo de pequeños trabajos pero de forma coordinada por un número importante de personas, por ejemplo,  cuando una tienda online necesita cambiar de categorías a los 100.000 productos que tiene en su catálogo.

El nuevo modelo de CROWDSOURCING, empleado de forma correcta, puede contribuir de una forma decisiva al proceso de generación de ideas, reducir los tiempos y costes de investigación y desarrollo, y crear una conexión emocional y directa con los clientes.

¿Creéis que este modelo puede ser utilizado en las empresas españolas?